lunes, 27 de agosto de 2012

Miguel Bosé es un niño grande

Fuente: BangShowbiz
 Aunque el artista tuvo la oportunidad de criarse en un ambiente intelectual, rodeado de grandes nombres como Pablo Picasso o Ernest Hemingway, Miguel Bosé nunca perdió su inocencia infantil, cualidad que aún conserva a sus 56 años.

''El hombre nunca pierde esta condición, siempre se queda en una edad, pueden ser los siete, ocho, nueve, diez u once años, pero se para en un niño y ahí se queda. Así que no es difícil no perder esta condición de Peter Pan. Lo que es realmente difícil es deshacerse de ella. Somos unos niños grandes'', declaró al Magazine de La Vanguardia.

Sin embargo, el cantante procura vivir el presente, ya que su infancia es un tesoro que prefiere guardar en la intimidad de su memoria.

''De mi infancia no hablo porque es un apartado reservado. Hace tiempo que decidí que la familia, las relaciones personales, las amistades, son un templo sagradísimo. Cuando me preguntan sobre ello me voy al silencio'', espetó cuando le preguntaron sobre su niñez.

De lo que no le importa hablar es de las personas que han dejado huella en su vida y, que de alguna manera, también han ''marcado'' sus pasos.

''Mi abuela materna, mi profesor de latín, mi tata y ahora, claro, mis hijos. Todos ellos me marcan y me marcarán. Ellos han sido determinantes respecto al bagaje de información que he llegado a tener'', reveló el cantante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario