Madonna pide a fans no ser perezosos

Fuente: AP

 Al arrancar los conciertos de su gira "MDNA" por Estados Unidos en Filadelfia, Madonna dijo que estaba feliz de poder celebrar en Estados Unidos después de viajar por Europa tres meses.

La reina pop le dijo a sus seguidores el martes por la noche "nunca olviden lo afortunados que son de vivir donde viven y de tener la libertad que tienen". La cantante externó su opinión sobre el arresto de tres integrantes de la banda punk Pussy Riot. Las mujeres fueron sentenciadas a dos años en prisión por interpretar una "oración punk" en la Catedral de Cristo Salvador de Moscú en la que pidieron a la Virgen María que se llevara a Vladimir Putin de Rusia.

"En mis viajes por el mundo la única cosa que realmente noté es que en Estados Unidos tenemos libertad de palabra, libertad de expresión", dijo la cantante.

Madonna, quien viajó por múltiples países europeos de junio a agosto, ha pedido que las integrantes de Pussy Riot sean liberadas. Paul McCartney y Peter Gabriel también han hablado a favor de las mujeres.

"No creo que sea una coincidencia que esté en la ciudad donde se firmó la declaración de Independencia", dijo Madonna en el centro Wells Fargo ante casi 20.000 admiradores. "Estamos en la tierra de la democracia".

Varios activistas rusos demandaron recientemente a Madonna por millones de dólares, afirmando que estaban ofendidos por su apoyo a los derechos de los homosexuales durante su concierto en San Petersburgo.

Una ley aprobada en febrero señala que es ilegal promover la homosexualidad entre los menores de edad en Rusia y el autor de la ley dijo la asistencia de chicos de incluso 12 años de edad en el concierto de Madonna del 9 de agosto (En Estados Unidos también había niños en la presentación de Madonna).

Cuando habló sobre Pussy Riot, Madonna también dijo que unos 80 hombres gay fueron encarcelados en San Petersburgo por su orientación sexual. La cantante le dijo al público que los arrestos no fueron justos y las personas respondieron con abucheos que apoyaban su denuncia.

Madonna, de 53 años, subrayó: "No sean perezosos y no den por sentado esa libertad".

Madonna comenzó con un retraso su concierto y se disculpó con el público que comenzaba a protestar antes de que llegara al escenario cerca de las 10:30 de la noche (hora del este de Estados Unidos).

"Tuvimos que hacer muchos cambios de Europa a América y quería que el concierto estuviera perfecto para ustedes porque mis fans se lo merecen y realmente yo me lo merezco", dijo.

La intérprete se presentó casi por dos horas y llegó al escenario con un traje negro entallado y una pistola en la mano mientras cantaba "Girls Gone Wild" de su más reciente disco "MDNA". Después pasó a "Revolver" mientras que ella y sus bailarines seguían con armas en las manos y se veían imágenes de balas en el fondo del escenario.

Madonna aclaró en su cibersitio que no apoya la violencia o el uso de armas y que en su concierto usa armas falsas como metáfora de la fortaleza. En la siguiente pieza "Gang Bang" le arrojó a un hombre una mezcla que parecía licor en la cara, mientras que en pantalla aparecían manos ensangrentadas y chorros de sangre.

Al igual que en otros de sus conciertos Madonna se quitó la camiseta para quedarse sólo con el sostén y se bajó el pantalón para mostrar su ropa interior y sus medias.

"A veces es más fácil mostrar tu (trasero) que revelar tus sentimientos, quizá esta noche todos podemos vivir al límite", dijo Madonna, quien tenía escritas las palabras "sin miedo" en la espalda.
Share:

En tu reproductor

WHATSAP: 829 942 4765

radiolatina104@hotmail.com

Cargando ...
Cargando ...